Si estas pensando en invertir en equipamiento para tu empresa, puede resultar un buen momento plantearse el renting como opción de financiación. Al ser reconocido como un gasto para la empresa, y no incluirse en la cuenta de Deuda con entidades de crédito del balance, permite a la empresa destinar sus recursos financieros a otras necesidades.

El renting de maquinaria permite realizar al operación sin computar como riesgo en CIRBE.

Se traduce como cuotas mensuales fijas durante el periodo del contrato.